Filtrar por

Precio

0 62

Fabricantes

mas... menos

SABOR

mas... menos
Nota(s) y opinión(es)
(4,7/5)
Categoría : Vitaminas y minerales
Basados en 331 calificación(es) y 323 opiniones del usuario

Comprar Vitaminas y minerales

Los suplementos de vitaminas y minerales son muy importantes para el correcto funcionamiento del organismo. Los suplementos de vitaminas y minerales aportan dosis extras.

más información

La actividad física deportiva está repleta de beneficios de todo tipo. Desde la mejora del estado de forma hasta la reducción de desórdenes emocionales como el estrés y la ansiedad. Sin embargo, tiene que estar acompañada de unos hábitos alimenticios adecuados, ya que al hacer deporte se están consumiendo más nutrientes de lo normal y, sobre todo, se produce un nivel mayor de los llamados ‘radicales libres’. La solución pasa por aportar a la dieta alimentos ricos en vitaminas y minerales.

El poder antioxidante de estos compuestos elimina el exceso de radicales libres, mientras que cada una de las variantes posibles de vitaminas y minerales tienen una tarea en concreto, ya sea energética, recuperadora, metabólica, reguladora, etc. De esta forma, se convierten en imprescindibles para cualquier persona, pero más aún para el organismo de un deportista, cuyo funcionamiento está expuesto a una exigencia mucho mayor a la normal.

¿Qué son las vitaminas?

Todos hemos oído, desde nuestros primeros años de vida, a nuestros padres diciéndonos que debemos comer fruta porque tiene muchas vitaminas, o que nos tomemos rápido el zumo antes de que se le vayan las vitaminas.

Por ello, es imposible encontrar una persona que no tenga totalmente asumido que las vitaminas son algo muy importante. No obstante, si preguntásemos sobre qué son exactamente las vitaminas, las respuestas serían confusas en muchos casos.

Se trata de unos compuestos que se digieren con la dieta y cuya tarea es conseguir que el organismo funcione correctamente. Existen 13 tipos diferentes y se pueden subdividir en dos grupos más reducidos, según su naturaleza: nueve hidrosolubles (B1, B2, B3, B5, B6, B7/B8, B9, B12 y C) y cuatro liposolubles (A, D, E y K). Las primeras se disuelven en agua, por lo que su aporte debe ser diario para evitar que, al orinar, se agoten sus reservas. En el segundo caso, son solubles en grasas y aceites, así que pueden almacenarse en el cuerpo; esto significa que no pasa nada por no aportarlas durante algunos días si hay las reservas suficientes, pero tampoco puede ingerirse un exceso de ellas porque pueden ser tóxicas.

Vitaminas y minerales


¿Para qué sirven las vitaminas?

Las funciones de las vitaminas son absolutamente variadas. De hecho, cada uno de los 13 tipos vitamínicos se encarga de algunas tareas concretas.
Su naturaleza hace que sean capaces de ayudar en diferentes procesos orgánicos, ya que son precursoras de las coenzimas. Esto significa que, con un cambio mínimo en su estructura, una vitamina pasa de ser un elemento pasivo a una molécula activa.
Se conocen muchísimas propiedades de cada una de las clases de vitaminas existentes. Por ejemplo, la vitamina C es uno de los antioxidantes naturales más eficaces en la eliminación de los radicales libres, pero también aporta beneficios al sistema inmunológico. De esta forma, los alimentos ricos en vitaminas y minerales son los más beneficiosos para cualquier tipo de persona.

¿Qué vitaminas tomar para el cansancio?

Como ya hemos dicho, las vitaminas cuentan con beneficios múltiples, por lo que hay diferentes posibilidades para tratar problemas de salud relacionados con el cansancio. Cada una de ellas actúa sobre un factor diferente, pero el objetivo es el mismo: eliminar la sensación de fatiga o la somnolencia.

La vitamina B1 tiene la capacidad de mejorar la conducción de señales nerviosas, además de contribuir en la transformación de los carbohidratos en energía. En esa misma línea, aunque sustituyendo los hidratos de carbono por proteínas, actúan la vitamina B2 y B12; mientras que las B3 y B5 mejoran el metabolismo de carbohidratos, proteínas y grasas al completo. Por su parte, la vitamina B6 facilita la liberación de las moléculas de glucógeno, permitiendo que estas sean transformadas en energía para su utilización durante el ejercicio físico.

Estos son algunos de los beneficios que pueden aportar ciertas vitaminas para el cansancio, aunque no los únicos. Cada una de ellas –y las que no se han mencionado- cuenta con propiedades muy diversas que, según cuándo, cómo y quién las tome, contribuyen a mejorar unos aspectos de la vida u otros.

Sin productos

Por calcular Transporte
0,00 € Total

Ir a caja